Fórmula con la que una cultura determinada designa la manera de organizar las relaciones de los sexos. Cada cultura tiene su propio ars amandi o arte de amar. Se ha afirmado que la occidental, a falta de ese ars amandi, ha desarrollado una téchnica sexualis sustitutoria. Nuestra tesis consiste en probar que la Terapia sexual, tras la errónea interpretación a la que ha dado lugar la continuación de ese tópico, ha contribuido a crear ese nuevo ars amandi, sin por ello renunciar al estudio científico del mismo. Si el tópico pudo mantenerse sobre la base del viejo paradigma del locus genitalis, tras el nuevo paradigma de los sexos, un nuevo ars amandi es ya un hecho.

Entendemos, pues, por ars amandi el conjunto de ideas y creencias, actitudes y conductas que configuran tanto la forma de pensar de los amantes como su forma de sentir o desear y cómo, a partir de esos elementos, configuran su estilo propio y peculiar de su relación, el suyo. La desenfadada expresión de cómo montárselo o cómo administrarse para que les vaya bien y a gusto sería la forma gráfica más descriptiva.

 

VER TAMBIEN:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *